Publicidad

Polémica zanjada

Tras la controversia surgida hace unos días por los difusores traseros del Toyota y del Williams, la FIA ha confirmado que en principio la pieza es legal en ambos coches, ya que su diseño responde a una ingeniosa interpretación del reglamento. Sin embargo, esta legalidad debe ser confirmada en Australia durante la primera carrera del año.
-
Polémica zanjada
La introducción de nuevas normas siempre trae polémica, ya que las escuderías hacen interpretaciones diferentes del reglamento y tratan de apurarlo al máximo en busca de rendimiento. Los últimos años, debido a la estabilidad del reglamento técnico, no habían existido muchos problemas en este sentido, pero este invierno hemos vivido más de una polémica en este sentido.

Tras el sistema de escapes de Ferrari, que los italianos han modificado ateniéndose a la última versión del reglamento de 2009 (el sistema inicial estaba basado en el reglamento publicado en septiembre por la FIA), fueron Toyota y Williams los señalados. El diseño de sus difusores traseros (pieza cuya misión es canalizar el aire que va por debajo del monoplaza generando apoyo) sorprendió a la competencia. El resto de equipos opinaba que los difusores de estas dos escuderías sobrepasaban los 175 mm de altura máxima permitida en alguno de sus puntos. Tras esta polémica, la FIA ha confirmado que el diseño es en principio legal, pues responde a una interpretación ingeniosa del reglamento. Según Max Mosley “Estas cosas siempre ocurren cuando entran en vigor nuevas normas. La visión actual de la FIA sobre este tema es que Williams y Toyota han sido muy listos al explotar las normas de una forma ingeniosa. Aunque quizá los comisarios tengan una visión diferente de este asunto”.

Mosley da el visto bueno a la pieza, pero con este mensaje advierte a Williams y Toyota que serán los comisarios en Melbourne quienes den validez, o no, a sus difusores traseros. Y es que hasta la disputa de la primera carrera, el resto de los equipos no pueden interponer quejas formales, ni los comisarios pueden actuar de oficio al utilizarse de simples test privados. Tras todo este revuelo no sería de extrañar que alguna otra escudería desarrollase un difusor similar al que usan estos dos equipos, y de esta forma poder probarlo en los test que restan hasta que comience el campeonato. Las próximas pruebas tendrán lugar la semana que viene, con Ferrari, BMW y Toyota en Bahrein, mientras que el resto de escuadras, salvo Force India, entrenarán en Jerez. Si tenemos en cuenta las previsiones meteorológicas de la semana que viene, puede que los equipos que han decidido probar en Bahrein hayan hecho bien en gastarse más dinero para desplazarse hasta allí, porque la lluvia puede volver a ser la protagonista para los que se quedan en España.

Te recomendamos

El cicloturismo es una de las actividades deportivas que más desplazamientos por nues...

Ágil, cómodo y con gran espacio, el Citroën C3 Aircross propone interesantes solucion...

Repasamos todos los SUV a los que hay que estar atento en 2018 y algunos que ya sabem...

Una encuesta a nivel europeo permite a la OCU valorar los coches más y menos fiables ...

Toda la potencia y fuerza que pueda desarrollar un coche deportivo llegará al asfalto...

Antes de que lleguen las fuertes nevadas, Autopistas se anticipa a la llegada del inv...

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.