Publicidad

Varios GP pendientes de ING

El anuncio del patrocinador principal del equipo Renault, ING Direct, de reducir su programa de fórmula 1 para paliar su crisis interna, afecta al equipo de Fernando Alonso, pero sobre todo a la celebración de varios Grandes Premios.
-
Varios GP pendientes de ING
El asegurador y banco holandés ING Direct anunció ayer lunes su grave situación con unas pérdidas de 1.000 millones de euros, que le obliga a tomar medidas drásticas como el recorte de 7.000 puestos de trabajo durante 2009 en todo el mundo, el despido de su consejero delegado Michel Tiltman y el recorte de sus actividades de patrocinio en la Fórmula 1 entre otras medidas.
El problema de este asunto es que ING Direct no ha confirmado oficialmente el alcance de su reducción de costes. El anuncio no habla de una salida definitiva, sino de un drástico recorte, lo que hace penar en una retirada parcial. Tampoco se ha dejado claro si este recorte afecta al patrocinio del equipo Renault, al patrocinio de los grandes premios que tiene acordados este año (Australia, Bélgica, Hungría y Turquía), a la publicidad colocada en el resto de grandes premios o a todas estas actividades a la vez.

La reducción del patrocinio del equipo Renault en el que participa Fernando Alonso, equipo con el que tiene un acuerdo para proporcionar unos 40 millones de euros por temporada por llevar su publicidad en el coche y su marca en el nombre del equipo, ING Renault F1 Team, podría hacer pensar al fabricante francés en dejar la competición. Pero los recortes se centrarán al parecer en el resto de actividades. Responsables de Renault ya han anunciado que durante 2009 seguirán la competición al máximo nivel. Por otro lado, el contrato con ING se acaba al final de este año y si Renault se marchara de la F1 en 2010, Fernando tendría más posibilidades de entrar antes de lo esperado en Ferrari, aunque esto no son más que rumores y conjeturas. En cuanto a los Grandes Premios afectados, hay que recordar que los organizadores están asfixiados en estos momentos, pues reciben de Ecclestone y sus beneficios de la TV lo justo y subsisten prácticamente con el dinero de las entradas y los patrocinadores que consiguen. El recorte drástico de los ingresos de los grandes premios afectados podría incluso por provocar su cancelación si no encontrasen a tiempo vías de financiación.

Así pues, el asunto es más preocupante para la competición de lo que parece, sobre todo si tenemos en cuenta la situación de otros grandes patrocinadores, como el banco RBS que patrocina a Williams o el Santander-Abbey, que patrocina a McLaren y grandes premios como el de Gran Bretaña.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.