Publicidad

Gran Premio de Hungría: más restricciones al uso de la radio

Tras lo ocurrido en el pasado GP de Gran Bretaña con Rosberg, la FIA ha decidido restringir aún más el uso de la radio en carrera
José María Rubio -
Gran Premio de Hungría: más restricciones al uso de la radio

En la carrera de Gran Bretaña, Nico Rosberg fue sancionado con 10 segundos, y de ser segundo, bajó a la tercera posición. En carrera tuvo que pedir por radio instrucciones, ya que tenía problemas con el cambio. Al final la FIA le impuso esa penalización por “haber recibido ayuda externa”, cuando por radio le indicaron lo que tenía que hacer para solucionar el problema, algo que está totalmente prohibido.

El miércoles la FIA envío un comunicado a los equipos indicándoles algún cambio en la lista de informaciones permitidas por radio. En el número dos de esa lista antes decía: “Indicación de un problema crítico en el monoplaza. Cualquier mensaje de este tipo sólo podrá darse si el fallo de un componente o un sistema es inminente y es potencialmente terminal”. Ahora dice lo siguiente: “Indicación de un problema en el monoplaza. Cualquier mensaje de este tipo deberá incluir una obligación a entrar en los boxes para rectificar el problema o abandonar”. Estas restricciones a los mensajes por radio sólo cuentan cuando el monoplaza esté fuera del pit lane en lugar de simplemente cuando sale de boxes, como ocurría antes.

De esa forma, durante el tiempo que un monoplaza esté en el pit lane, se podrá hablar por radio de cualquier asunto, y si hubiera estado en vigor en Silverstone, Rosberg podría haber pasado por la calle de boxes, incluso no le hubiera hecho falta parar en su garaje, y ahí hubiera recibido las instrucciones oportunas para solucionarlo.

En el número tres de la lista de los mensajes permitidos relativo a “información que se refiera a daños en el monoplaza”, ahora dice: “información que se refiera a daños en la carrocería”.

En el cuatro hay también un añadido: “Instrucciones para que el piloto pueda cambiar los valores predeterminados. Sólo serán para disminuir el fallo de un sensor, transmisor o controlador cuya degradación o fallo no haya sido detectado por el software del monoplaza. Será responsabilidad del equipo que tal instrucción satisfaga al delegado técnico de la FIA y le convenza de que el mensaje se debía a solucionar un problema y no a mejorar el rendimiento del coche más allá de evitar que deje de funcionar (véase el artículo 8.2.4 del Reglamento Técnico)".

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.