Publicidad

Hamilton no se da por vencido y arrasa en Hungaroring

Por fin las mejoras de McLaren surtieron efecto y Hamilton se hizo con una victoria que buscaba desde hace semanas. La gran carrera del inglés de principio a fin le vale para acercarse un poco más al líder del Mundial, un Fernando Alonso que consigue con un meritorio quinto puesto irse de vacaciones como sólido líder de la Fórmula 1.
-
Hamilton no se da por vencido y arrasa en Hungaroring
Necesitaba esta victoria. Se le notaba en la cara nada más bajarse del coche. El último mes de Hamilton había sido muy malo, y las mejoras introducidas en el McLaren parecían no surtir efecto. En Alemania hace una semana parecían haber dado un paso adelante, pero el resultado del campeón del mundo en 2008 no había acompañado.

Hamilton mandó de principio a fin, desde la clasificación del sábado hasta la bandera a cuadros del domingo. Sólo Räikkönen le hizo cosquillas en las últimas vueltas, pero esta era la carrera de Lewis. El inglés supo contener su estilo agresivo cuando la situación lo requería, en un circuito que se come las gomas y que no perdona un error. Aún así, su distancia con Alonso, líder del campeonato, es aún de 47 puntos. Gran carrera también de Räikkönen en el doblete de Lotus en el podio. El finés perdió una posición con Alonso en la salida y supo remontar gracias a un segundo ‘stint’ muy largo. Kimi recordó al piloto que vimos antes de su paso a los Rallys, agresivo e incisivo, sin cortarse nada ni siquiera cuando se puso en paralelo con Grosjean tras salir de boxes. Alonso cumplía hoy 31 años y, como es habitual en él, también cumplió en la pista. No fue un fin de semana fácil para el español, que venía de ganar en Hockenheim. Los tiempos demostraban que el Ferrari era el cuarto coche en Hungaroring, por detrás de los Red Bull, McLaren y Lotus.

Aún así, logró un meritorio quinto puesto que le hace perder tan sólo 2 puntos con Vettel y sacarle todavía más ventaja al segundo del Mundial, Mark Webber. La diferencia asciende a los 40 puntos, por los 42 respecto Sebastian Vettel. La Fórmula 1 se va de vacaciones, las fábricas de los equipos cierran y nosotros tendremos que esperar un mes para la próxima carrera, en el siempre espectacular circuito belga de Spa-Francorchamps. Fue una carrera aburrida y muy estratégica, sin apenas adelantamientos y donde la degradación de los Pirelli fueron la clave para marcar las estrategias de los pilotos. Al final, las tres paradas de Button y Webber les relegaron a la sexta y octava posición, respectivamente.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.