Publicidad

Bernie Ecclestone, declarado inocente de su acusación por soborno

Se terminó el culebrón que rodeaba al mandamás de la Fórmula 1 Bernie Ecclestone en torno al supuesto soborno de 44 millones de dólares para la cesión de los derechos de transmisión de la F1. La justicia alemana ha aceptado el pago de 100 millones de dólares por parte de Ecclestone, por lo que queda libre de cargos y sin antecedentes penales.
Adrián Lois.

Twitter: @loisSr_motor | FOTO: Sutton -

Bernie Ecclestone, declarado inocente de su acusación por soborno

Bernie Ecclestone ha vuelto a salirse con la suya. El actual dueño de los derechos de comercialización y mandamás de la Fórmula 1 ha salido indemne de un caso que le perseguía desde hace más de tres años por supuesto soborno a un ex banquero alemán. La fiscalía germana acepta el pago de 100 millones de dólares, unos 74,5 millones de euros, por parte de Ecclestone, por lo que el británico es declarado inocente y sin antecedentes penales.

El jefe de la Fórmula 1 había sido acusado formalmente hace un año de haber sobornado con 44 millones de dólares a Gerhard Gribkowsky en 2006. El exbanquero de Bayern LB, poseedora en ese momento de los derechos de transmisión de la Fórmula 1, había sido el encargado de vender dichos derechos comerciales. La justicia alemana juzgaba a Ecclestone por haber pagado supuestamente esos 44 millones de dólares para conseguir que la venta se realizase a la empresa CVC.

El fiscal Christian Weiss comentó que ‘en base a la elevada edad del acusado de 83 años, el largo proceso judicial y otras circunstancias atenuantes, está justificada la suspensión’. Tanto la fiscalía alemana como el Tribunal de Múnich han aceptado la suspensión del juicio con el pago de los 100 millones de dólares por parte de Ecclestone. Algo que está amparado por la ley y que, según el abogado de éste, es un ‘camino normal‘ y que ‘no tiene nada que ver con comprar la libertad’.

Bernie Ecclestone llevaba los últimos tres meses desplazándose a Múnich para comparecer ante la justicia alemana. Todo comenzó en 2011, cuando Gerhard Gribkowsky fue detenido tras ser acusado de fraude fiscal al aparecer en su cuenta del banco 50 millones de dólares transferidos desde paraísos fiscales. Desde un primer momento, se apuntó a que Ecclestone había sobornado al exbanquero, condenado ahora a ocho años y medio de cárcel evasión de tasas, sobornos y violación de la confianza fiduciaria por el Tribunal de Múnich.

Tres años y medio después, Ecclestone queda libre cualquier cargo al respecto.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.