Publicidad

ClassicAuto Madrid 2011

ClassicAuto Madrid 2011 cerró sus puertas el 27 de febrero consolidándose, con tan sólo dos ediciones a sus espaldas, con un gran éxito de participación y como un evento referencial para el sector de los clásicos en Europa.
-
ClassicAuto Madrid 2011
Desde su apertura, el 25 de febrero, pasaron por el Pabellón de Cristal de la Casa de Campo alrededor de 40.000 personas, lo que representa un incremento del 30% en la afluencia de público con respecto a la edición anterior. La presencia de un mayor número de expositores, la puesta en marcha de iniciativas como el Espacio del Particular, y el hecho de que ésta sea la única gran exposición comercial de vehículo clásico que ahora se celebra en Madrid, son las causas que han podido determinar este crecimiento en número de visitantes. Esta afluencia de público confirma, además, la dinámica actividad del sector de clásicos en España.

El movimiento comercial ha sido permanente en las tres plantas del recinto que acogieron las exposiciones de automóviles, motocicletas y mercadillo de piezas, recambios y complementos. El segmento de mercadillo es, evidentemente, el que genera más venta directa y el área de restauración y comercialización de vehículos el que establece un mayor número de ventas que se definirán a corto y medio plazo. Algo más de 300 expositores, procedentes de 10 países, han participado este año ClassicAuto Madrid.

El público y los expositores han coincidido en mostrar su satisfacción por la celebración de esta segunda edición del Salón Internacional del Vehículo Clásico, elogiando el contenido y la calidad de la misma. Entre los más de medio millar de vehículos clásicos presentes en el Pabellón de Cristal, destacó la selección de automóviles de competición procedentes de la colección Seat y la muestra retrospectiva del centenario del Rallye de Monte-Carlo. Con respecto al mundo de las motos, se pudo admirar una singular exposición de motocicletas Bultaco, fabricadas en las décadas de los 70 y 80 y que participaron en diversas expediciones de aventura. Entre ellas, estaba la Bultaco Frontera de 1973 con la que el piloto Ignacio Chivite participó este año en el Rallye Dakar.

Entre las curiosidades que se han mostrado en este Salón se localizaba un Isetta de 1958 de fabricación española, vehículo biplaza cuya particularidad era su puerta frontal y un peculiar microcoche alemán, el Messerchmitt KR200, también de 1958. En motos, la admiración popular fue para una Victoria KR6 de 1927 (Alemania), y un triciclo francés La Nef del año 1902. ClassicAuto Madrid ha sido también un escenario participativo y dinámico, con la programación de hasta una treintena de concentraciones de vehículos clásicos; la entrega de la medalla de Honor de la Fundación Race a Carmelo Ezpeleta y la presentación del Repsol Classic Team que competirá esta temporada.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.