Publicidad

Consejos al volante: intermitentes, el salvavidas ámbar

Son muchos los hábitos inadecuados que adquirimos al volante, pero uno de los más extendidos y que más accidentes evitaría tiene que ver con el mal (o inexistente) uso de intermitentes.
Jordi Moral.

Twitter: @jordimoralp -

Consejos al volante: intermitentes, el salvavidas ámbar

Una cosa está clara: cada uno sabemos hacia dónde vamos y a dónde nos dirigimos. Otra cosa es que el resto de conductores también lo sepa. Es imposible extraer estadísticas oficiales, pero sólo con una herramienta de señalización tan sencilla como el intermitente se evitarían buena parte de las colisiones y de los accidentes por alcance. Y no sólo por advertir de un posible giro o cambio de dirección inesperado; también que el resto de usuarios de la vía pueda actuar con más anticipación y de paso agilizar el tráfico.

Eso sí, de igual modo que es fundamental que cada conductor emplee los intermitentes, nuestro vídeo consejo de hoy incide además en otro apartado menos recurrente: sé previsor y no confíes ciegamente en la señalización de cambio dirección de otro coche hasta que inicie realmente la maniobra. A mí mismo me generó una colisión en ciudad, por adelantarme a los hechos cuando en realidad al otro coche se le había olvidado quitarlo. Recuérdalo.

 

- También te puede interesar: 10 errores evitables en la conducción diaria.

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.